quinta-feira, 20 de agosto de 2009

Presentimiento

Esta mañana ha llovido y el aire está fresco y un poco más azul. Acabo de recordar que ayer pisé una hoja seca solo para escucharla crujir. El otoño adelanta sus fanfarrias y el interior de las casas calienta las manos mientras los árboles se desnudan sin temblar.

3 comentários:

  1. "...Con angustiosos murmullos de cristalina soledad, pisando las hojas pardas que hasta ayer me sonreían..."

    Beijinhos, Pau

    ResponderExcluir
  2. Cómo escribes! maravilloso!
    Besos

    ResponderExcluir
  3. Muy bello Leiter, muy bello. Gracias Amalia.

    ResponderExcluir